Técnicas para entrevistas de trabajo: Yo en 30 segundos – CVExpres

Trabajo en colegios

Técnicas para entrevistas de trabajo: Yo en 30 segundos – CVExpres

Yo en 30 segundos

 

¿Cómo prepararte para una entrevista de trabajo?

 

Cuando buscas encontrar trabajo de profesor, entre los primeros pasos que das está el de enviar el curriculum a colegios, de manera de conseguir de esta forma, mayores oportunidades de dar con el ansiado puesto.

No es sencillo al principio adentrarse en esta búsqueda. Pero es, casi siempre, por donde resulta más fácil comenzar y por donde todo el mundo inicia.

Luego, la siguiente etapa implicará afrontar el contacto cara a cara, teléfono a teléfono u ordenador a ordenador con el reclutador.

Hoy en día las entrevistas de trabajo se suceden en las propias instalaciones de la empresa que está reclutando profesionales, en un colegio por ejemplo. También puede darse que el reclutador en principio entreviste telefónicamente al candidato. Y como era de esperarse, el ordenador y aplicaciones tales como Skype, permiten que en estos días las entrevistas laborales a través de videoconferencia sean cada vez más comunes. (Puedes leer Todo lo que te puede salir mal en una entrevista por Skype).

En cualquiera de estos casos, el candidato debe estar preparado para afrontar esta instancia. Y con preparación no sólo nos referimos a lo meramente práctico del caso, que puede ser vestir de forma adecuada, utilizar el tono y las formas precisas para hablar con su interlocutor… sino, además, establecer una estrategia de presentación para la entrevista.

 

La técnica del Yo en 30 segundos

 

La técnica del Yo en 30 segundos es un método ideal para entrevistas de trabajo, donde el candidato debe presentarse de forma concreta, pero brindando detalles suficientes para despertar el interés de su interlocutor.

Hay quienes dicen que 30 segundos serían insuficientes para lograr este cometido. Pero veamos en detalle de qué se trata esta técnica y cómo llevarla a cabo.

La técnica del Yo en 30 segundos es simplemente una herramienta de presentación, como tal, apuesta por ofrecerle un método sencillo al candidato para que este se presente de forma adecuada ante el entrevistador.

Con esta herramienta, el aspirante a un puesto de profesor podrá por ejemplo responder eficientemente a la clásica frase de los reclutadores “cuénteme algo sobre usted”. Y, por otra parte, se comienza a esbozar, aunque sea brevemente, una respuesta al “¿por qué deberíamos tenerlo en cuenta para este puesto?”.

¿Por qué 30 segundos? Porque se estima que ese es el tiempo promedio en el que la atención de una persona está totalmente depositada en su interlocutor. Por ello, haz que esos 30 segundos cuenten.

 

¿Qué debe incluir la declaración “Yo en 30 segundos”?

 

Hablar de uno mismo en 30 segundos parecería ser una misión imposible, pero se puede conseguir con práctica y la adecuada planificación. Si a esto le sumamos el conocimiento que ofrece entender en qué consiste esta técnica y saber además qué detalles se deben incluir para optimizarla, seguramente tendrás más posibilidades de lograr el objetivo de presentarte en medio minuto.

La declaración Yo en 30 segundos debería tener lo siguiente:

  • Lo que sabes y puedes hacer. Habilidades propias que demuestren que eres el idóneo para el puesto ofrecido. Elige las más adecuadas para el empleo en cuestión y enfócate sólo en 3 o 4, recuerda que el tiempo es oro bajo esta técnica.
  • Lo que eres. Cualidades específicas que sean valiosas para el puesto que intentas conseguir. Aquí también puedes incluir tus titulaciones  y la formación que has alcanzado.
  • Lo que puedes aportar a la empresa. Ya de forma más personalizada, la declaración en 30 segundos debería apostar a dejar en claro cuál sería tu aporte a la institución.

A grandes rasgos, esto sería lo más importante a incluir dentro de tu presentación en 30 segundos, recuerda también que nadie estará en la entrevista contando los segundos que tardas en presentarte y para ello, la práctica es la mejor alternativa por la que puedes optar.

Y tú, ¿sabrías venderte en 30 segundos?

 

No hay comentarios

Publicar un comentario