La Rioja perdió 33 empleos diarios en enero y el sector sanitario es uno de los más afectados

La Rioja perdió 33 empleos diarios en enero y el sector sanitario es uno de los más afectados

Conforme transcurre el tiempo y la crisis española se agudiza, nos volvemos testigos de una tendencia bastante compleja: despidos, reducción de plantillas, concretamente, recortes de personal que no hacen más que aumentar el nivel de desempleo en cada región del país. Hoy toca hablar de La Rioja y de lo que ocurrió en el mes de enero en esta comunidad, que, como saldo principal, dejó a un gran grupo de trabajadores en la calle, siendo quienes se dedican a trabajar en sanidad, uno de los colectivos más afectados. El número global de parados que dejó el mes de enero es de 1.036 personas, sólo en el mes de enero, imaginen si este número se sostiene con el correr de los meses.

La Rioja, como tantas otras comunidades autónomas de España, ha sido duramente golpeada por la crisis, a tal punto que en el mes de enero que se acaba de marchar, perdió un total de 1.036 puestos de empleo, aumentando de esta manera en un 19,1% la tasa del paro en dicha comunidad. Los números hablan por si solos, y si seguimos ahondando en el tema, aún es más alarmante la situación, puesto que a diario 33,4 trabajadores perdían su puesto de trabajo en La Rioja, sólo en el mes de enero ¿no es eso demasiado? El sector servicios es el más afectado por esta situación y el empleo en sanidad ha visto una de sus peores caras en este último tiempo.

Una notable contradicción que se sustenta en La Rioja está relacionada al incremento del paro, pero al mismo tiempo, el incremento de la contratación, está es mayoritariamente temporal y según la consejería de empleo de la comunidad, el hecho demuestra que el mercado laboral riojano se mueve, hay actividad, pero aún no está al nivel deseado o mejor dicho, al nivel necesitado.

Podríamos decir que en cuestión de empleo en La Rioja, la contratación temporal es parte de lo que permite que el mercado siga moviéndose, de lo contrario, quizás la tasa de paro sería aún mayor y prácticamente irrevertible. En cuanto a quienes desean trabajar en sanidad, en este enero que pasó se renovaron contratos temporales, pero también se rescindieron otros, así es que sólo pueden verse caras largas en el sector.

No hay comentarios

Publicar un comentario