Entrevista de trabajo en empresas: ¿decir la verdad o lo que el entrevistador quiere oír?

trabajo en empresas,

María es convocada a una entrevista de trabajo en empresas. La recibe un entrevistador muy entusiasta y agradable en el trato. Se siente confiada, cree que el encuentro se llevará a cabo en buenos términos y en un clima satisfactorio.

Mientras caminan para conducirse a lo que ella imagina, será la oficina del reclutador, María nota que allí no se trabaja con cubículos u oficinas separadas, sino que los espacios abiertos son notoriamente el modo en que está organizado el espacio de trabajo.

Al llegar a un escritorio, prácticamente al final de la sala en la que se puede ver cómo el resto de empleados trabaja en sus distintas tareas, el entrevistador le pide  a Maria que tome asiento. Inmediatamente María se dice a sí misma “¿aquí me entrevistará? ¿Frente a toda esta gente?”. Los nervios de María van en aumento, al tiempo que el entrevistador finalmente le pregunta: “¿qué opinión le merecen los espacios de trabajo compartidos o abiertos como este?”

¿Cuál crees que debería ser la respuesta de María?

¿La verdad  o lo que el entrevistador quiere oír? Esa es la cuestión

El ejemplo de María y los espacios abiertos es tan sólo uno de tantos que podrían darse en la realidad. Cuando buscas empleo en empresas, no sabes a qué clase de contextos te enfrentarás. Ni siquiera conoces las preguntas exactas que te harán y muchas veces, ignoras los objetivos del reclutador y por ello, te cuesta descifrar qué es lo que quiere escuchar.

Entonces, en este sentido, se vuelve una decisión difícil la de elegir entre decir la verdad  o lo que el entrevistador quiere oír.

Lo que se puede hacer al respecto es ser sincero sin ser negativo. Principalmente, cuando se trata de hablar de ti y de tus mejores o peores cualidades, cuesta encontrar el equilibrio entre decir la verdad o decir lo que el entrevistador quiere oír. Si nos regimos por lo que este querría escuchar, siempre será la verdad, pero esto enfocado a que cuando se te pregunta por tus defectos, no respondas cosas como “ser demasiado responsable o perfeccionista”, pues claramente, eso sería poco real.

La idea es que puedas centrarte en aquellas características que tienes que mejorar, pero que no sean centrales en el puesto o rol que tendrás que desempeñar en caso de ser contratado. También puedes hablar de desafíos que tienes por delante y de las formas que has buscado de sortear los obstáculos.

Contar tu historia desde un lugar mucho más humano y sincero, puede hacer el encuentro mucho más interesante para ambas partes y eso seguramente, redundará en mejores resultados al momento de ser escogido o no para trabajar en empresas.

Articulos Relacionados

Motivos para utilizar
1
RÁPIDO
Simplemente llenas un formulario y nos envías tu cv .
2
ECONÓMICO
Tanto si el envío es por correo electrónico como por c. postal.
3
EFECTIVO
Nos lo confirman las felicitaciones que recibimos.
4
GARANTIZADO
Que recibirán tu CV todas las entidades que has seleccionado
5
DESCUENTOS
- 25% en la 2ª contrat. - 50% en la 3ª contrat. - Gratis la 4ª contrat.
Trabajar en los colegios privados y concertados, hospitales, principales empresas privadas en España
WordPress Video Lightbox Plugin